Buenos días,

¡ Nos hace muchísima ilusión presentaros nuestro blog ! Y…¿Que mejor tema para empezar que hablar un poquito sobre nosotros, sobre  el origen de  Dukkiss y sobre todo aquello que caracteriza y que rodea a nuestra marca?

Mi nombre es Alba Llusa,  tengo 23 años y soy la fundadora y diseñadora principal de la marca.

Nuestros inicios

Nuestra fuente de inspiración se remonta al  verano de 2015.  En ese verano desarrollé  mi primer proyecto internacional de moda en Shangai (China). En mi último curso de Diseño de Moda, mis expectativas eran altísimas y mi ilusión para emprender una gran aventura me llevaron a viajar más de 8000 km lejos de mi casa. Fueron momentos duros, pero esa experiencia fue esencial para ser quien soy hoy, no tanto por el trabajo desarrollado allí, sino porqué me permitió observar el mundo desde una perspectiva totalmente distinta.

Efectivamente, la gente, la comida, el olor, el color,… todo era tan diferente que me empujaba a querer descubrir cada día cosas nuevas y, sin saber muy bien ni cómo ni porqué, la esencia de oriente me llenó de inspiración. Así pues la mezcla del estilo naif chino, mi pasión por la ropa de baño, mi obsesión por potenciar el color  y  el hecho de ver siempre las mismas prendas de crochet, tye-die y colores uniformes me impulsaron a crear una marca totalmente diferente.

Por ello en Septiembre de 2015 empecé mi aventura como “Chica emprendedora”, un concepto muy de moda hoy en día,  pero que implica una lucha sin cuartel y muchos momentos de duda y soledad.

Como se suele decir, los comienzos son siempre difíciles y así fue, puesto que conseguir plasmar a la realidad un concepto, una idea o un sueño es siempre una tarea  realmente compleja. Sin embargo y, a pesar de esa complejidad,  creo haber conseguido mis objetivos prioritarios.

¿Cómo es la estética de Duckkiss?

Desde el primer momento tenía muy claro que el color y los estampados debían ser el elemento diferencial de la marca.

La inspiración en elementos tan gráficos,  pero a su vez  tan simples como un  patito de goma o una sandía, se convirtieron en el punto de partida, de forma que con  una  mezcla  adecuada de colores, podían realmente ser ¡la bomba!

Así que me puse manos a la obra y empecé a diseñar todos los estampados que hoy podéis ver en nuestra web.

Paralelamente debía pensar en un nombre que realmente reflejara nuestra esencia, es decir que se sustentara en 4 valores esenciales: Calidad, Exclusividad, Feminidad y Diversión. Así que me acorde, por un lado, de esa mueca que todas las chicas jóvenes, y no tan jóvenes hacemos, la famosa “DUCKFACE” o como decimos aquí poner morritos y, por otro lado, lo mezclé con la palabra “Kiss” que representa un acto de amor, coquetería y feminidad. Así que de ahí surgió nuestro nombre: DUCKKISS.

Desde su nacimiento mi obsesión estuvo en conseguir que Duckkiss no fuera solo una marca de baño sino un pequeño mundo particular,  una estética y un estilo inconfundible,   una marca diferente, reconocible en la playa y en la calle. Por eso nuestra esencia escapa del  típico y del tópico, como es el mítico tye die, de los bañadores lisos tradicionales y de los colores oscuros y apagados.

Nuestra marca es vida, es alegría, es  chica joven y rebelde, porqué simplemente queremos que cuando lleves un Duckkiss te sientas diferente y especial.

Ya han pasado dos veranos y seguimos aquí, día tras día, intentando sorprenderos con nuestras locuras y nuestras nuevas creaciones y buscando siempre lo mejor para vosotras, puesto que en realidad Duckkiss eres tú, así que  esperamos  veros triunfar este verano, rompiendo siempre moldes con vuestro #duckkiss!

¡ Os esperamos en el siguiente post ! Don’t miss your duckkiss,

Alba